Unbenanntes Dokument
Bienvenido, Invitado
Nombre de Usuario: Contraseña: Recordarme
  • Página:
  • 1
  • 2

TEMA: Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #1

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Se trata de una vieja navaja de la firma alemana fabricante de neumáticos Continental, encontrada en el rastro montevideano hace algún tiempo semi mutilada pero con buena presencia y que nos cuenta una vieja historia.
Ya la detallo:
Navaja de dos hojas con cachas sintéticas negras de 85 mm de largo con unos preciosos insertos de alpaca. Hoja principal de acero al carbono de 60 mm de largo con signos de haber sufrido fuerte oxidación, con el recazo marcado Made in Germany – sin presentar cuño del fabricante lamentablemente. La hoja menor también en acero al carbono que presenta la mutilación de la mitad de su longitud. Liners de latón, pines y pasadores de alpaca y muelle de acero carbono. Muy bien construída a pesar de que no lleva el marcaje del fabricante y que está funcional a pesar de sus años que deben ser más de 80, según veremos luego por la variación del símbolo de Continental inserto en las cachas.

Van las fotos:











La firma Continental cumplió el año pasado 150 años de existencia, les copio algo tomado de su página:

Continental ahora tiene 150 años llenos de acontecimientos a sus espaldas. Durante este tiempo, la empresa siempre ha enfrentado grandes desafíos y se ha reinventado continuamente. Dichos cambios a menudo fueron el resultado de un cambio planificado, se iniciaron deliberadamente y se abordaron de frente. A veces, sin embargo, estos solo pueden reconocerse como tales en retrospectiva, a menudo fueron forzados por las circunstancias y pueden verse más como una reacción a la situación prevaleciente. Sin embargo, todas las fases de transformación tenían una cosa en común: nunca fueron unidimensionales, siempre tuvieron muchas facetas.

Son precisamente estas fases de cambio y la capacidad de adaptación asociada las que ayudaron a Continental a ser más resistente a las crisis. La empresa siempre encontraba nuevas formas de hacer las cosas, y en cada caso salía a la luz una nueva faceta de la empresa. Pero además de toda la agilidad requerida, Continental también tenía pilares de apoyo que sostuvieron a la empresa en tiempos de crisis. El éxito de Continental hasta el día de hoy se basa en estos.

Cimientos turbulentos (1871-1895/1896
Desde sus inicios, Continental tuvo que navegar por aguas turbulentas. A pesar de las circunstancias generalmente favorables (el caucho se estaba convirtiendo cada vez más en una materia prima versátil), la empresa, fundada en 1871 por nueve industriales y banqueros con sede en Hannover, pronto se enfrentó a serios desafíos.




Las arcas pronto estuvieron vacías y el capital inicial se agotó rápidamente. Un cambio en la administración siguió al otro. A esto se sumaba una crisis económica de proporciones considerables. Arrastró a muchos sectores en Alemania a la recesión. En la industria del caucho, que aún era joven, varias empresas ya habían entrado en estado de insolvencia.

Sin embargo, conscientes de estos desafíos, los fundadores no se dejaron desanimar. Creían en el enorme mercado y el futuro potencial del nuevo material de caucho, e hicieron todo lo posible para guiar a Continental de un negocio inicial arriesgado e imperfecto a una empresa establecida. El mercado les proporcionó el impulso necesario: las llantas neumáticas ganaron popularidad en la década de 1890.

Cuando también se hizo popular entre las bicicletas en 1892, fue la colaboración entre Moritz Magnus, un jugador definitorio en el comité ejecutivo, y el ex ciclista profesional Willy Tischbein, quien impulsó aún más esta tendencia. Desarrollo de productos basado en la ciencia: esta ya era la piedra angular en esta primera fase de la historia de la empresa. Ya entonces, Continental ya contaba con su propio laboratorio de investigación. Bajo el liderazgo de Adolf Prinzhorn, esto contribuyó gradualmente a que Continental se convirtiera en una empresa alemana líder en el mercado de la industria del caucho.
En la segunda fase de desarrollo de la compañía, continuó la tendencia alcista, cuyos signos ya se habían presentado al final de la primera fase. Al igual que en otros sectores, la historia de Continental estuvo dominada por una gran innovación a principios del siglo XX.

Evolución de la planta industrial



En 1904 se produjo el primer neumático de perfil para automóviles del mundo, seguido un año después por los primeros neumáticos antideslizantes con remaches y en 1908 por el sistema de llanta desmontable. Estos inventos también ayudaron en última instancia a Continental a lograr su gran avance: la empresa se convirtió en un fabricante internacional de neumáticos para automóviles. La empresa también había desbloqueado otros campos de la movilidad: por ejemplo, era un proveedor de materiales de caucho para aviones, zepelines y globos. Esto resultó en una diferenciación aún mayor en productos de caucho técnico y bienes de consumo.

Al mismo tiempo que su expansión geográfica y técnica, la cantidad de empleados creció de solo 500 a alrededor de 7000 en 1913. Continental se convirtió en un importante co-creador de la sociedad de la movilidad moderna de finales del siglo XIX y principios del XX. Por lo tanto, no sorprende que durante este tiempo, Continental también haya publicado numerosas publicaciones sobre el tema de la movilidad, como el "Manual continental para automovilistas y motociclistas", el "Atlas continental" y la "Oficina de turismo continental" para trabajar. itinerarios de viaje.
Como casi todas las empresas en Alemania, Continental también se vio afectada por la inflación después del final de la Primera Guerra Mundial. Durante este tiempo, las colaboraciones internacionales, como las de la empresa estadounidense de neumáticos BF Goodrich, fueron particularmente valiosas.



Una tendencia social prometedora y de gran alcance también ayudó a Continental a obtener oportunidades comerciales adicionales: el deporte se estaba convirtiendo en un fenómeno de masas. Cada vez más personas dedicaban su tiempo libre a actividades físicas como el ciclismo. Los principales eventos de deportes de motor se convirtieron en puntos de atracción de multitudes. Esto también resultó en un crecimiento en el mercado de los productos de llantas de Continental.



La era del nacionalsocialismo fue sin duda el capítulo más oscuro de la historia de Continental. Al comienzo de esta fase, la empresa fabricaba numerosos productos para la sociedad de consumo y ocio, pero en los años siguientes la cartera de productos estuvo cada vez más dominada por equipos de defensa. Así, por ejemplo, Continental se convirtió en un pilar de apoyo de la economía militar y de guerra, mientras que al mismo tiempo se beneficiaba económicamente de la política de movilización y armas del régimen.
La quinta fase de transformación marca el proceso de cambio de mayor alcance en la historia de la compañía hasta la fecha: Continental se reinventó fundamentalmente después del final de la Segunda Guerra Mundial. Se construyó una nueva sede corporativa y un nuevo logotipo simbolizó el comienzo de una nueva era. Siguieron los años del “milagro económico”, y con él la ola de automovilización de los años cincuenta y sesenta.

Al igual que en aquel entonces cuando se fundó, la empresa se atrevió a diversificarse y utilizar un nuevo material: Este fue el nacimiento de la producción de plástico en Continental. Pero incluso esta fase alta no duró para siempre. A fines de la década de 1960 y principios de la de 1970, una recesión económica y el retraso tecnológico de los competidores en ese momento se convirtieron en una crisis existencial tangible. La empresa entró en dificultades.
No fue hasta 1983 que esta crisis de larga data llegó a su fin, y Continental pudo "tomar el toro por los cuernos". La situación económica dentro de la industria había empeorado visiblemente. Varias fusiones salvaguardaron la existencia continua de la empresa.

En 1979, Continental se hizo cargo de la división Uniroyal Europe, seguida seis años más tarde por Semperit y, finalmente, en 1987 por General Tire. Sin embargo, estas adquisiciones trajeron más desafíos: una gran cantidad de empleados, culturas corporativas y marcas tuvieron que unirse. Debían combinarse bajo un mismo techo con una estrategia uniforme y un objetivo común.

Este fue el nacimiento de Continental AG, durante el cual emprendimos nuestro camino compartido hacia el futuro. Pero incluso entonces, la compañía no estaba en paz. Un intento de adquisición por parte del fabricante italiano de neumáticos Pirelli finalmente fracasó.
Pero Continental no sería Continental si no hubiera demostrado también su resistencia a las crisis también en esta situación. La empresa se enfrentaba a cambios culturales organizacionales y corporativos fundamentales. Como resultado, Continental se convirtió en un proveedor automotriz y proveedor de sistemas, el único fabricante de neumáticos en todo el mundo que lo hace.

En los años siguientes, el sector automotriz se expandió estratégicamente de manera continua. Además de neumáticos, la empresa ahora también producía soluciones de sistema; este cambio acompañó un cambio de imagen de un fabricante de neumáticos a un grupo tecnológico moderno. A través de adquisiciones y la entrada dirigida a mercados en constante expansión, Continental se está convirtiendo en una empresa culturalmente muy heterogénea y muy diferenciada en términos de estructura de su fuerza laboral.

La evolución del símbolo o logo de la empresa a lo largo de los años:



Como se puede apreciar el logo inserto en las cachas de la navaja es el que estuvo en uso entre 1882 y 1948, lo que me lleva a pensar que corresponda al período entre los años 1920 - 1940, apoyado también por los materiales constitutivos.

Espero que les haya gustado y luego seguimos con una interesante historia acerca del caucho.

Un saludo
Última Edición: 2 años 1 semana antes por Facón.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: rojocaecae, Dai-Katana, Guayo, JEFUERZAXXIX, RafaGG

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #2

  • Dai-Katana
  • Avatar de Dai-Katana
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • Mensajes: 2570
  • Gracias recibidas 807
Ese rastro de Montevideo es una mina de oro, lo que tu no encuentres por allí....

Una bolsillera elegante, que pena de hoja rota :(
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #3

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Dai-Katana escribió:
Ese rastro de Montevideo es una mina de oro, lo que tu no encuentres por allí....

Una bolsillera elegante, que pena de hoja rota :(

Muchas gracias por pasarte, comentar y estar siempre presente en el Foro Manuel!! Me alegra que te haya gustado la pieza - que con esos hermosos insertos no pasa desapercibida, a pesar de la mutilación!!. Con respecto al rastro de Montevideo, conocido aquí como la Feria de Tristán Narvaja (sugestivo nombre para los navajeros) es muy extensa y heterogénea, por lo que hay que recorrerla toda, pues la navajilla que buscas puede estar en la próxima esquina!!
Un pequeño video de la feria:



Increíblemente, mirando el video pude ver una navajilla que se me escapó!!

Un gran abrazo!!

Y ya aprovecho para proseguir comentando algo sobre el elemento fundamental de los neumáticos, el caucho:

El caucho natural es fruto del sangrado de la savia de los árboles de la variedad “Hevea Brasiliensis” (conocida como “oro blanco”) propia de zonas tropicales de América y que era conocida por los indígenas – como los mayas – que inclusive lo utilizaban para fabricar una bola que era parte de un juego de pelota. Hasta mediados del SXX fue elemento fundamental en la fabricación de neumáticos.





Algo al respecto que se puede encontrar en la página de Continental:
En el siglo XIX, el caucho se extraía casi exclusivamente en Brasil. En Alemania, sin embargo, inicialmente se consideró una materia prima exótica. Sin embargo, el consumo mundial de caucho aumentó rápidamente y con él su importancia para la producción. El problema era que el mercado comercial mundial de caucho en bruto todavía estaba dominado por unas pocas empresas comerciales británicas en ese momento. Estos intentaron influir en los precios a su favor mediante intervenciones en el mercado y reducciones de la oferta. Además, las materias primas para la industria del caucho en rápido desarrollo estaban sujetas a fluctuaciones de precios inusualmente grandes en ese momento.

Con el fin de volverse menos dependiente de las fuertes fluctuaciones de precios y los posibles cuellos de botella de suministro asociados, el Directorio Ejecutivo de Continental siguió varias estrategias: En 1895, Continental fundó su propia empresa comercial en Perú. Esta empresa utilizaba, entre otras cosas, un vapor de nombre “Continental” para el transporte de caucho en bruto, que, sin embargo, se hundió un año después junto con la carga. Inicialmente se planteó un intento posterior de obtener un suministro directo de caucho en bruto. En cambio, Continental tomó una participación en 1908 en una empresa brasileña para la extracción de caucho.

Con el fin de garantizar el suministro de materias primas, Continental se basó en el reciclaje en una etapa temprana: en 1903, se abrió una fábrica para el reprocesamiento y reciclaje de caucho usado en Seelze, cerca de Hannover. Con este paso, Continental sentó las bases de su estrategia de sustentabilidad. La empresa ha ampliado y desarrollado esto con muchas otras medidas hasta el día de hoy.

Con el fin de independizarse más del comercio mundial de caucho, Continental participó en los primeros intentos de producir caucho sintético en 1906. Sin embargo, la Primera Guerra Mundial estuvo acompañada de un doble cambio en la situación de las materias primas de Continental: por un lado, había una transición drástica de caucho silvestre a caucho de plantación, acompañada de cambios en los requisitos de calidad y procesamiento. Por otro lado, Alemania estaba en gran medida aislada del suministro de caucho en ese momento.

Con el final de la guerra, el suministro de materias primas de Continental volvió a mejorar: Alemania volvió a estar presente en los centros comerciales de caucho más importantes del mundo y también volvió a entrar en el comercio internacional.

Cuando los precios del caucho cayeron en 1929, el sitio para el reciclaje de caucho viejo se trasladó de Seelze, cerca de Hanover, a Hanover-Limmer. El suministro de caucho alcanzó entonces un récord: en 1929, Continental consumió 13.000 toneladas de caucho natural, casi cuatro veces más que en el último año anterior a la guerra. En dos meses, se consumió la misma cantidad de caucho en bruto que en todo 1913.

En ese momento, 144 vagones de ferrocarril llenos de caucho en bruto se dirigían a los almacenes de materias primas en Hannover cada mes. Además, había 35 vagones de ferrocarril con tela de algodón, casi 600 vagones de carbón y 17 vagones de gasolina. Para producir 83.000 neumáticos para automóviles a partir de esto también se necesitaron 44.000 toneladas métricas de vapor y 3.989 millones de kilovatios de electricidad. Para ese momento, estas eran cifras impresionantes, no solo para los contadores financieros de Continental, sino también para toda la industria.
En el período siguiente, - durante el final de los años 30 y mediados de los 40 - el comercio del caucho volvió a caer en la vorágine de los acontecimientos políticos: el régimen convirtió la economía alemana en una economía material sustitutiva, lo que impulsó el desarrollo del caucho sintético (“Buna”). Debido al precio significativamente más alto, la Junta Ejecutiva Continental inicialmente reaccionó con escepticismo ante el uso de caucho sintético. Al final, sin embargo, esto se integró en la producción sin objeciones, de acuerdo con los deseos del régimen.

Después del final de la guerra, los aumentos de precios y la escasez limitaron la importación de materias primas, poniendo en peligro enormemente la restauración de la competitividad.

Luego les cuento una historia sobre el caucho que relata el aventurero y explorador William La Varre
Saludos
Última Edición: 2 años 1 semana antes por Facón.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Rommel, Guayo

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #4

  • Gonzalo50
  • Avatar de Gonzalo50
  • Fuera de línea
  • Veterano
  • Mensajes: 389
  • Gracias recibidas 225
Muy atractivo el motivo publicitario de tu navaja. Me gustó mucho la investigación del logo para datar la navaja. Y lo que, definitivamente, me encantó es el video de la Tristán Narvaja. Me dan ganas de un paseíto por tu hermosa tierra y cansarme de caminar por la feria. Fuerte abrazo.

Gonzalo
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #5

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Gonzalo50 escribió:
Muy atractivo el motivo publicitario de tu navaja. Me gustó mucho la investigación del logo para datar la navaja. Y lo que, definitivamente, me encantó es el video de la Tristán Narvaja. Me dan ganas de un paseíto por tu hermosa tierra y cansarme de caminar por la feria. Fuerte abrazo.

Gonzalo

Muchas gracias por tu presencia y comentarios Gonzalo!! Celebro que te haya gustado. Con respecto a la feria, recorrerla toda es casi inalcanzable, además en el año 2020 cumplió 150 años de existencia, o sea es un año mas vieja que la firma Continental patrocinadora de la navaja, que los cumplió en el 2021!!
Un gran abrazo, y serás bienvenido si vienes por Uruguay!!

Aprovecho para comenzar con esta historia verídica escrita por el aventurero, explorador y geógrafo William La Varre en 1948 rememorando sus andanzas por la zona del Amazonas en las primeras décadas del SXX:

El "loco" Raimundo.

Conocí a Raimundo Araújo de Souza e Silva en 1919, cuando me hallaba explorando las cabeceras del Amazonas. Entrando al Río Negro vimos una pequeña piragua hundida casi hasta el nivel del agua, bajo el peso de dos grandes bidones llenos de látex blanco, dos perros terrier igualmente blancos y un hombre extremadamente delgado.
- Ahí va el loco Raimundo – dijo uno de los caboclos (mestizos) , sigue todavía ordeñando esos árboles de caucho que ya no sirven para nada-
- Y a que se debe su locura? Pregunté.
- A la baja del caucho. Ya no vale la pena ir a recogerlo!, contestó el caboclo, y agregó: Ha perdido la chaveta, pero es un amigo a quien se puede acudir en caso de necesidad.
El desconocido de la piragua nos saludó con la mano y gritó alguna frase a mis compañeros en la lengua que se habla en el valle del Amazonas.



- El loco Raimundo nos invita a pasar la noche en su “sitio”, me dijo uno de los caboclos. Tiene allí muchas cosas dignas de verse, muy bien podríamos aceptarle la invitación, senhor.
Dos horas después, cuando los guacamayos azules emprendían vuelo hacia el oeste y seguían el curso del angosto río para internarse en sus montañas antes del crepúsculo, llegábamos a la cabaña del loco Raimundo en plena selva. Por “sitio” se entiende allá desde una choza de techumbre de palma, apretujada entre los troncos de grandes árboles, hasta una casa de tejado metálico rodeada por media hectárea o más de terreno limpio de abrojos.



En tiempos de la bonanza del caucho hubo sitios que pudieran llamarse fabulosos y patrones que acumularon riquezas suficientes para edificar en Manaos lujosas mansiones donde albergar a sus esposas, cuando no a sus concubinas en cuyos dientes brillaban los diamantes engastados allí por dentistas traídos de París.
Pero ahora la mayoría de los sitios no pasaban de cabañas abandonadas. Sin embargo, el de Raimundo , primorosamente labrado con maderas de los enormes árboles de la selva, se destacaba por su elegancia y nitidez, fruto del rudo trabajo y constante vigilancia.
Nuestro anfitrión nos esperaba frente a la amplia casa techada: “Muy bienvenido sea el “senhor” americano!!”, fue el gentil saludo que me dirigió.
El dueño de casa era un hombre de alta estatura, se mantenía erguido como una lanza, calzaba sandalias de cuero, vestía camisa y pantalones azules, todo muy limpio.
- Mi sitio es su sitio, me dijo con galantería, mucho tiempo hacía que no hablaba con un norteamericano!.
Detrás de la casa principal, rodeada por amplios corredores, se divisaban otras dos de paredes de madera y techados de hojas de palma. Más allá percibí un huerto cercado con cañas de bambú, donde alzaban sus copas altos cocoteros cargados de frutos y varias veintenas de otros árboles, como limoneros, naranjos, guayabos, bananos y mangos.
Había también patos y gallinas, y también más allá de las edificaciones había una parcela de terreno dedicada al cultivo de caña de azúcar, arroz, maíz y frijoles.
En la penumbra del corredor se distinguía una silla mecedora ocupada por un anciano encogido de cuerpo, pero de mirada vivaz.
- Padre, le dijo mi anfitrión, el senhor pasará la noche con nosotros, es norteamericano.
- Mi padre, - continuó dirigiéndose a mí – oye y vé bien, pero una infección de la garganta lo privó del habla. Me acerqué al anciano y estreché brevemente su mano.
- Mi padre es un personaje casi famoso – apuntó Raimundo – al tiempo que me conducía a una sala artesonada con cedro aromático. Una de las paredes, era como una página de la historia del Amazonas, fotografías antiguas, estampas y recortes de periódicos. Me ofreció una bebida – nueva para mí – suave al paladar pero muy embriagante.
- Es invención de mi padre, que era químico allá en sus tiempos – explicó – la prepara con elementos que se obtienen en la selva.
- Me gusta mucho!, si usted la fabricara en Manaos, haría una fortuna con ella.
- Nao senhor! – se apresuró a decir, nuestra fortuna la haremos aquí, a puro caucho.
- Sin embargo, los caboclos opinan que ya no vale la pena seguir recogiéndolo – repuse.
- Eso dicen quienes han perdido la fé. Mi padre y yo somos de otra opinión. Cuando Dios plantó esos árboles en el Brasil, lo hizo con la intención de que el resto del mundo acudiese a estas regiones a buscar el caucho, todo para que la gente del Amazonas prospere y edifique templos. Pero vinieron gentes extrañas y llevaron árboles de caucho al otro lado del Pacífico y ahora el mundo obtiene el caucho del Lejano Oriente, en vez de recibirlo del Amazonas.
Los ojos de Raimundo centellearon - ¡Mi padre y yo creemos firmemente que un día llegará en que el mundo vuelva otra vez sus ojos al Brasil!!.
En cuanto hubo acabado de hablar, me condujo a un gran edificio situado en la parte posterior del predio. Allí en pilas que llegaban hasta el techo, se amontonaban cientos de bolas negras que despedían un olor acre, casi 10000 libras de caucho “hevea” puro.
- Mayor cantidad – declaró con orgullo – que la que cualquier otra persona haya recogido en Brasil. Algún día ese caucho, y todo el que he de agregarle, alcanzarán un valor enorme.
En 1919 no estaba yo muy de acuerdo con tanto optimismo. Bien es cierto que en las selvas amazónicas crecían millones de árboles de caucho silvestres, pero los ingleses y holandeses poseían también millones de árboles cultivados y en estado de producción.
Pensé que Raimundo estaba desperdiciando sus energías en una tarea infructuosa, pero lo que me dijo en aquella noche de luna me quedó grabado en la memoria como uno de los recuerdos más vivos de mi primer viaje al Amazonas.
Corría el año 1865 cuando el padre de Raimundo, que en ese entonces contaba 19 años de edad y era estudiante de química en Río de Janeiro, se fue de su hogar para unirse a la corriente de aventureros, que atraídos por la fiebre del “oro blanco” se dirigían a la cuenca del alto Amazonas. Su madre, natural de Manaos, era descendiente de un botánico francés – uno de los primeros exploradores del gran río y que en 1736 envió a la Academia de Francia la primera muestra de goma hevea que usaban los indios para impermeabilizar algunas vestimentas como ponchos.
Cuando Raimundo cumplió diez años, ya su padre era dueño de miles de hectáreas de selva virgen en la región cauchera y se mostraba justamente orgulloso de su nueva industria.
Cierto día llegó a su campamento un extranjero. Tenía el propósito de escribir un libro que ayudaría a los brasileños a producir mejor caucho y pidió permiso para estudiar allí.
Se le permitió permanecer, pero lo que en realidad hizo fue recoger furtivamente semillas del árbol de la goma hevea, de las cuales llevó 7000 a Inglaterra en 1876 y las sembró en el Jardín Botánico. Las pequeñas plantas así obtenidas fueron transportadas a la Malaya inglesa y de allí a Ceylan y Birmania.
- Así fue, senhor, como perdió el Brasil, mediante un engaño su privilegio de producir caucho, exclamó el loco Raimundo. La noticia no tardó en llegarnos y a poco, mi padre enfermó gravemente. Sus amigos le quitaron el saludo, creían que él había ayudado al inglés.
- Triste historia es ésa, - comenté -. Pero el inglés podía muy bien haber obtenido las semillas de cualquier otra manera, puesto que ese era el único fin que le habían encomendado en Inglaterra. Sólo se trataba de un agente del gobierno inglés con una misión que tardaría 30 años en madurar, cuando las plantaciones en Asia comenzaran a producir.
- Fue un engaño que algún día será castigado – decía Raimundo – He hecho el compromiso con mi padre de almacenar el caucho y no vender un solo kilo. Aquí he de estar el día en que Dios nos compense por el engaño de que fuimos víctimas.

Continuará,
Saludos
Última Edición: 2 años 1 semana antes por Facón.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Guayo

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #6

  • Gonzalo50
  • Avatar de Gonzalo50
  • Fuera de línea
  • Veterano
  • Mensajes: 389
  • Gracias recibidas 225
Fascinante historia, como la de todos los pioneros y aventureros de otrora. Esperemos la continuación. Otro abrazo.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #7

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Gonzalo50 escribió:
Fascinante historia, como la de todos los pioneros y aventureros de otrora. Esperemos la continuación. Otro abrazo.

Celebro que te haya gustado Gonzalo!! Precisamente, La Varre, además de explorador y aventurero fue periodista y escritor, dejando varios libros donde relata sus aventuras.

Y como no quiero dejarlos en suspenso, continúo con el final de la historia:

Al amanecer del día siguiente, Raimundo me tenía preparado un abundante desayuno.
- Es usted un hombre sorprendente, le dije – huevos, pollo frito, tocino, bizcochos de yuca con miel silvestre - . En verdad, no veo cómo se las arregla!
Sonriendo me contestó:
- La selva es un lugar donde se puede vivir con comodidad – senhor – si uno procura vivir con ella y no contra ella. La goma no puede extraerse sino en los meses de verano y así le quedan a uno seis meses de lluvia para dedicarlos a otros quehaceres, la cacería de pecaríes, la operación de ahumar las carnes y los trabajos de carpintería. La mayor parte de los moradores del río están acostumbrados a holgar durante los meses lluviosos, pero yo no pierdo ni un solo día siquiera. Almaceno el caucho, pero vendo bulbos de orquídeas, goma de incienso y nueces.
Luego me acompañó hasta la orilla del río para darme la despedida.

La Varre en 1919



Quince años pasaron hasta que Raimundo y yo volvimos a vernos. En 1933 había realizado una prolongada expedición desde las costas del Caribe hasta las fuentes de los ríos que alimentan las vertientes de las Guayanas, Venezuela y el Brasil.
Salí finalmente en 1934 y llegué a un pequeño río en el que pude poner a flote una balsa hasta el Río Negro, y de aquí hasta el “sitio” de mi antiguo amigo Raimundo.
Los años habíanle salpicado ligeramente de blanco la cabeza, pero mi hombre seguía tan erguido como el día en que lo conocí.
Me saludó como a un viejo amigo. Con tristeza me informó que su padre había muerto en 1932, pero a esa pérdida se limitaron las malas noticias que pudo contarme.
- No está lejos el día en que el mundo tenga que volver de nuevo al Brasil por caucho!!, me dijo como reanudando el diálogo de años anteriores. He cumplido ya 68 años, pero espero vivir lo suficiente para ver realizada esta predicción.
Ahora sus depósitos almacenaban ya 24775 kilos de goma en bruto. Cuando le dije adiós abrigaba la certeza de que nunca mis ojos habían enfocado la figura de otro hombre tan confiado en que sus esperanzas habrían de tornarse en realidad.
A mediados de 1943, nuestros caminos se cruzaron de nuevo, por tercera y última vez.
Había volado al Amazonas en desempeño de una misión urgente que se me confiara en Washington. Quince meses hacía que la II Guerra Mundial no dejaba llegar desde el lejano Oriente sino una exigua cantidad del caucho que tanto se necesitaba para las industrias.
Tan solo se contaba con un stock de 440000 toneladas de goma en bruto almacenadas como reserva, cuando las necesidades del ejército demandaban un consumo de 312500 por año.
El gobierno de los EEUU tenía urgencia de adquirir caucho del Amazonas , pero la industria brasileña estaba totalmente desorganizada como resultado de la emigración de los viejos caucheros hacia otros quehaceres más lucrativos.
Consistía mi tarea en procurar que floreciera de nuevo en la región amazónica la industria de la recolección del precioso látex. Apenas habían pasado dos días desde mi llegada a Manaos cuando recibí la visita del tozudo Raimundo, tan erguido como siempre, pero ahora con el pelo completamente blanco.
- “Sim senhor!!” prorrumpió riendo…. No se lo dije?. Y por vía de explicación sacó enseguida del bolsillo la cartera y colocó sobre mi escritorio dos cheques que sumaban 100539 dólares. La semana pasada vendí 50736 kilos de goma, mi sitio y todos mis árboles de caucho. Ahora soy hombre libre y he cumplido el compromiso que contraje con mi padre. El mundo ha vuelto al Amazonas en busca de la goma Hevea, las plantaciones iniciadas con las semillas robadas al Brasil han sido destruídas, o están en manos del enemigo. Hoy cumplo 77 años…vamos a celebrarlo!!!.
Veinte años de su vida había dedicado Raimundo a la pugna contra uno de los más poderosos trusts del mundo, pero su fe inquebrantable acababa de ser premiada con una fortuna. No era esa fortuna empero, la causa de su deleite, sino el triunfo de su constancia.
Mientras celebrábamos el buen éxito con una botella de champagne helado, dijele en son de chanza:
- Cuando le ví por primera vez en 1919, navegando por el río Negro en su canoa, mis remeros “caboclos” se refirieron a usted como el “loco” Raimundo.
Riéndose entre dientes, exclamó con no disimulada satisfacción:
- Las gentes del río, siempre me tuvieron por deschavetado…. Pero ahora – continuó después de meditar un momento – el caucho del Amazonas estará en auge durante un corto tiempo y por última vez. Cuando termine la guerra, ustedes, los americanos, habrán hallado la fórmula para producir el caucho en sus fábricas. Contados están los días del caucho silvestre y del cultivado. Yo me he despedido ya de la selva, dentro de unos días estaré en Río de Janeiro.
Cuando recorro con el pensamiento los lejanos horizontes que divisé en mis viajes, vuelve a la retina de mi imaginación la figura del viejo luchador, del valeroso Raimundo Araujo de Souza e Silva, el hombre más persistente que he conocido, tal como lo ví por última vez, de pié junto a la baranda del buque que lo sacaba para siempre de la selva.

Fin

Espero que todo haya resultado del agrado de los compañeros del Foro.
Un gran abrazo
Última Edición: 10 meses 1 semana antes por Facón.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: rojocaecae, Guayo

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #8

  • rojocaecae
  • Avatar de rojocaecae
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • Mensajes: 2621
  • Gracias recibidas 1393
Otro estupendo post amigo Juan!!
Me gustó mucho como supiste encontrar la evolución del logo de Continental para datar tu navaja, por cierto, yo también encontré una parejita de publicitarias de neumáticos en un mercadillo cercano a casa, a ver si las adecento y las muestro. Muy buen la historia del loco Raimundo.
Gracias.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #9

  • Quirrino
  • Avatar de Quirrino
  • Fuera de línea
  • Experto
  • Mensajes: 677
  • Gracias recibidas 356
Aqui otra navaja igual a la que me muestras.
Mide 8,5 cm. cerrada.
Hojas muy desgastadas por malos afilados.
La hoja grande marcada COPPEL SOLINGEN
Las cachas posteriores con una dirección.









A VECES ME SIENTO Y PIENSO
A VECES NO MÁS ME SIENTO
Última Edición: 2 años 1 semana antes por Quirrino.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Rommel, rojocaecae, Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #10

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
rojocaecae escribió:
Otro estupendo post amigo Juan!!
Me gustó mucho como supiste encontrar la evolución del logo de Continental para datar tu navaja, por cierto, yo también encontré una parejita de publicitarias de neumáticos en un mercadillo cercano a casa, a ver si las adecento y las muestro. Muy buen la historia del loco Raimundo.
Gracias.

Me alegra que te haya gustado César!! Tengo que agradecer tus generosos comentarios y tu presencia como siempre en el Foro!! Esperamos ver pronto esas navajillas. Algo acerca de W. La Varre, había nacido en Richmond, Virginia en 1898 y falleció en 1991. Entre otros libros que recogen sus aventuras en la Amazonia, "Los diamantes del Mazaruni", "Rumbo al Sur" y "El tesoro de la jungla" entre otros.

Algunas imágenes







La Varre en 1929



Un gran abrazo!!
Última Edición: 2 años 1 semana antes por Facón.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Rommel

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #11

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Quirrino escribió:
Aqui otra navaja igual a la que me muestras.
Mide 8,5 cm. cerrada.
Hojas muy desgastadas por malos afilados.
La hoja grande marcada COPPEL SOLINGEN
Las cachas posteriores con una dirección.










Es idéntica Mario!! Y además en perfecto estado, salvo el desgaste. Todo me lleva a pensar que la mía también haya sido fabricada por Alexander Coppel de Solingen. Ese cuño "Coppel" había sido registrado en 1899. Por lo visto esa navaja estaba destinada a un distribuidor de neumáticos Continental en España - Casa Santiago - que quizá ya no existe.
Un abrazo!!
Última Edición: 2 años 1 semana antes por Facón.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Guayo

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #12

  • Quirrino
  • Avatar de Quirrino
  • Fuera de línea
  • Experto
  • Mensajes: 677
  • Gracias recibidas 356
Hola Juan,yo tambien pienso que la direccion que aparece en la navaja corresponde a un
distribuidor o similar.
He intentado averiguar algo sobre la direccion,pero aparece un restaurante.
A VECES ME SIENTO Y PIENSO
A VECES NO MÁS ME SIENTO
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #13

  • Gonzalo50
  • Avatar de Gonzalo50
  • Fuera de línea
  • Veterano
  • Mensajes: 389
  • Gracias recibidas 225
¡Aplausos, amigo Juan, por el cierre de la historia del "loco Rainundo"! Gracias por rescatar este excelente relato. Abrazo.

Gonzalo
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #14

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Quirrino escribió:
Hola Juan,yo tambien pienso que la direccion que aparece en la navaja corresponde a un
distribuidor o similar.
He intentado averiguar algo sobre la direccion,pero aparece un restaurante.

Seguramente Mario!! Yo también he buscado con esa dirección y me sale un restaurante, pero hay que tomar en cuenta que la navaja bien podría ser desde aprox 1920 hasta 1947. Una cosa que me ha funcionado muy bien es conseguir guias telefónicas de época y ahi buscar.
Tengo guardada una guia telefonica de Madrid de 1935, pero no aparece en esa dirección, quizá sea anterior o posterior.: click aquí



Agrego un video de Continental de 1930 click aquí
https://www.facebook.com/ContinentalEspana/videos/fabricaci%C3%B3n-de-neum%C3%A1ticos-continental-en-1930/328579411119109/

Un abrazo!!
Última Edición: 2 años 1 semana antes por Facón.
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Rommel

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 1 semana antes #15

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Gonzalo50 escribió:
¡Aplausos, amigo Juan, por el cierre de la historia del "loco Rainundo"! Gracias por rescatar este excelente relato. Abrazo.

Gonzalo

Muchas gracias por el apoyo Gonzalo!! me alegra que te haya gustado el relato. Hay varios de La Varre por ahí, asi que pueden formar parte en otro post.
Un grande y apretado abrazo!!
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 6 días antes #16

  • Tizona13
  • Avatar de Tizona13
  • Fuera de línea
  • Novel
  • Mensajes: 79
  • Gracias recibidas 31
Buenos dias
He leido tu post con verdadero interés. Me ha parecido ameno e instructivo. Tanto que casi no me he fijado en la navaja que muestras, aunque es también curiosa. Muchas gracias compañero Facón ¡
Saludos a todos
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 6 días antes #17

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Tizona13 escribió:
Buenos dias
He leido tu post con verdadero interés. Me ha parecido ameno e instructivo. Tanto que casi no me he fijado en la navaja que muestras, aunque es también curiosa. Muchas gracias compañero Facón ¡
Saludos a todos

Muchas gracias Pedro por pasar y comentar!! A veces pasa que las historias opacan a los protagonistas, jejj!! Me alegra que te haya gustado.
Un abrazo!!!
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 2 años 6 días antes #18

  • rojocaecae
  • Avatar de rojocaecae
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • Mensajes: 2621
  • Gracias recibidas 1393
Muy bueno Mario. Buen aporte.
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 1 año 11 meses antes #19

  • Rommel
  • Avatar de Rommel
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • El Zorro del Desierto
  • Mensajes: 3421
  • Gracias recibidas 2231
PEDAZO DE POST. La aportación de Mario, siempre al rebufo y con abrumadora calidad, aclara la procedencia de la pieza.
Sois grandes ;)
"No me saques sin razón, ni me envaines sin honor"
CAFE
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 1 año 11 meses antes #20

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Rommel escribió:
PEDAZO DE POST. La aportación de Mario, siempre al rebufo y con abrumadora calidad, aclara la procedencia de la pieza.
Sois grandes ;)

Muchas gracias por pasar y comentar Paco!! celebro que todo haya resultado de tu agrado!!
Un gran abrazo!!
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 1 año 11 meses antes #21

  • Quirrino
  • Avatar de Quirrino
  • Fuera de línea
  • Experto
  • Mensajes: 677
  • Gracias recibidas 356
Otra navaja marcada ALEXANDER COPPEL,de Solingen.
Posiblemente de la primera mitad del Siglo XX.







A VECES ME SIENTO Y PIENSO
A VECES NO MÁS ME SIENTO
El administrador ha desactivado la escritura pública.
The following user(s) said Thank You: Facón

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 1 año 11 meses antes #22

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Quirrino escribió:
Otra navaja marcada ALEXANDER COPPEL,de Solingen.
Posiblemente de la primera mitad del Siglo XX.








Muchas gracias por mostrarla Mario!! Coppel realizaba piezas muy hermosas!! Seguramente sea de la primera mitad del SXX posiblemente años 30/40 o algo más. Ese cuño de Coppel fue registrado en 1919. La firma publicitada existió por lo menos hasta los años 60.
Un calendario de Banegas de 1965



Hace poco pude hacerme con una pieza de Coppel muy linda también y con una historia muy importante y que voy a tener que presentar a la brevedad.
Un gran abrazo!!
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 1 año 11 meses antes #23

  • Quirrino
  • Avatar de Quirrino
  • Fuera de línea
  • Experto
  • Mensajes: 677
  • Gracias recibidas 356
Gracias por los datos del cuño y de la Empresa a que se refiere la publicidad;he buscado y no había encontrado nada.
Espero ver esa otra navaja que comentas.

Un abrazo.
A VECES ME SIENTO Y PIENSO
A VECES NO MÁS ME SIENTO
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 1 año 11 meses antes #24

  • Facón
  • Avatar de Facón
  • Fuera de línea
  • Maestro
  • ¡Thalassa, Thalassa!!
  • Mensajes: 2262
  • Gracias recibidas 1611
Quirrino escribió:
Gracias por los datos del cuño y de la Empresa a que se refiere la publicidad;he buscado y no había encontrado nada.
Espero ver esa otra navaja que comentas.

Un abrazo.

Me alegra que te haya servido el dato Mario!! Agrego que la planta de Coppel fue prácticamente destruída por un bombardeo en noviembre de 1944, luego en los años 50 hubo un intento de reactivarla que fue abandonado en el 56. La que tengo que mostrar es de 1936, porque lo establece a texto expreso en sus cachas, creo que te gustará.
Otro abrazo!!
Última Edición: 1 año 11 meses antes por Facón.
El administrador ha desactivado la escritura pública.

Navaja publicitaria de neumáticos Continental con una larga historia 1 año 11 meses antes #25

  • Quirrino
  • Avatar de Quirrino
  • Fuera de línea
  • Experto
  • Mensajes: 677
  • Gracias recibidas 356
Alexander Otto Coppel nacido 18 Septbre. 1865,Solingen.
Fallecido 4 Agost. 1942 en Guetto de Theresienstadt,Checoslovaquia.
Hijo de Gustav Coppel y hermano de Herman y Carl Gustav (nacido en 1857).

En 1897 el empresario de Solingen Alexander Coppel construyó la fábrica de tuberías Coppel ,
un taller de trefilado de tuberías de acero de precisión estiradas en frío y sin costura .
Se vendió al proveedor automotriz Kronprinz AG en Solingen - Ohligs en 1936 . Pero ya en 1938,
la mayoría de las acciones fueron al Grupo Mannesmann .
La producción se detuvo en 1972.
Tuberías Coppel (Hilden) (1897-1938)
Los industriales de Solingen Carl Gustav Coppel (nacido el 14 de diciembre de 1857 en Solingen, † el 25 de septiembre de 1941 en Düsseldorf)
y Alexander Otto Coppel (nacido el 18 de septiembre de 1865 en Solingen,† el 4 de agosto de 1942 en el campo de concentración de Theresienstadt )
construyeron un gran taller de dibujo de tuberías en 1897 como Hilden obras externas de la empresa de Solingen Alexander Coppel Solingen,
Stahlwaren (1897-1936) (ALCOSO) en Hilden (Schillerstr. 11 / Ellerstraße 57).

Una balanza era el símbolo de su empresa.

En la nueva empresa Hilden, Röhrenwerk Coppel , se fabricó por primera vez un tubo de acero de precisión trefilado en frío,
que se conoció mundialmente como el "tubo Coppel". Esto resultó en toalleros y tiradores de agua esmaltados en blanco.
La empresa fabricaba tubos de acero para bicicletas , cuadros de bicicletas , horquillas delanteras, discos de ruedas delanteras,
manillares de bicicleta , cabezales de horquilla, tijas de sillín, cajas de pedalier, juegos de ruedas traseras y otras piezas de vehículos.

En 1900, dos años después de la fundación de la empresa, la empresa empleaba a 47 trabajadores.
El número de empleados aumentó a 380 en 1912.
Durante la Primera Guerra Mundial , la empresa Coppel se hizo cargo de la producción de suministros de guerra. D. H. de piezas de armas y municiones.
Después de la guerra, el número de empleados aumentó bruscamente a 700 en marzo de 1919.
Podrían haber sido más de 800 cuando estalló la crisis económica .
A partir de entonces, se redujo a 558 empleados en 1932.
En 1931, la ciudad de Hilden aprobó la compra directa de Ferngas a Ruhrgas AG por parte de la empresa Coppel.

Durante la época del nacionalsocialismo , el antisemitismo se apoderó gradualmente de la vida económica .
La empresa Alexander Coppel y sus propietarios judíos fueron de los primeros en ser víctimas del programa de expropiación nacionalista.

El 1 de marzo de 1936 tuvo lugar la adquisición por parte de Röhrenwerk Coppel GmbH,
con una participación significativa de Kronprinz-Aktiengesellschaft, Solingen Ohligs .

Kronprinz AG, Röhrenwerk Hilden GmbH (1936-1938) Compañía Kronprinz, planta de Hilden 60 años de Kronprinz AG (1957)
Como parte de la arianización de las empresas judías, se vendieron a un precio ridículo en 1936 y la empresa Coppel fue transferida
a la empresa proveedora de automóviles Solingen-Ohligser Kronprinz AG . Eran fabricantes de tubos de acero soldados eléctricamente
y ruedas de automóviles y camiones. Con la adquisición de la fábrica de tubos Hilden (Fabriciusstraße 40) de Alexander Coppel,
Kronprinz amplió su capacidad para tubos de precisión. Fabricaron tubos sin soldadura y soldados con oxicombustible en Hilden.
La gama de servicios de Kronprinz AG incluía la producción de tubos soldados y sin costura, perfiles, piezas para procesamiento posterior,
piezas de aviones y ruedas de automóviles. Príncipe heredero Mannesmann (1938-1970) Mannesmann Röhrenwerke AG.
Kronprinz-Mannesmann AG (Hilden) Ellerstr.-Körnerstr.-Fabriciusstr. (1958) El Grupo Mannesmann se hizo cargo de la mayoría de las acciones en 1938 .
Poseía el 20 por ciento de las acciones de Kronprinz. Después de la Segunda Guerra Mundial , la planta fue desmantelada.
A VECES ME SIENTO Y PIENSO
A VECES NO MÁS ME SIENTO
El administrador ha desactivado la escritura pública.
  • Página:
  • 1
  • 2
Volver